La eficacia de un reemplazo alimenticio

Elaborado por: Dra. Rocío Medina; cedula profesional 1998498

La obesidad ha alcanzado proporciones epidémicas no solo en Estados Unidos y México, sino en todo el mundo.

Considerada ya como una enfermedad crónica, la obesidad está implicada en el desarrollo de una gran variedad de enfermedades crónicas con aumento en la inflamación y el estrés oxidativo.

La evidencia científica sugiere que el uso de reemplazos alimenticios utilizando productos de alimentos de porciones controladas disponibles en el Mercado pueden fortalecer el componente de “adherencia dietaria” en los programas de pérdida de peso.

La estructura y conveniencia de la estrategia de un “reemplazo alimenticio” puede ser extremadamente útil para que algunas personas logren estabilizar su comportamiento alimenticio.

Un reemplazo alimenticio debería ser considerado como parte de cualquier intervención para la pérdida de peso y debería incluir un asesoramiento personalizado e individual.

Los profesionales de la salud están poniendo cada vez más atención al uso de reemplazos alimenticios en el manejo de la obesidad y el sobrepeso, ya que desde el 2010 la EFSA (Auropean Food Safety Authority)  acepto como factible el uso de reemplazos alimenticios como ayuda para un programa de pérdida de peso.

Así mismo las Guías Alimentarias del americano del 2010 incluyeron los batidos de reemplazo alimenticio como parte de un programa de reducción de peso o de mantenimiento del mismo.

En los últimos años un gran número de estudios controlados y randomizados han apoyado la eficacia de los reemplazos Alimenticios a largo plazo y las Dietistas en el Manejo de la Obesidad (DOM UK) apoyan el uso de RA como uno de los tratamientos en la amplia gama de opciones para ser usados como un programa de pérdida de peso.

Como definición un RA es considerado un producto de porciones controladas el cual contiene vitaminas y minerales designadas para reemplazar uno o dos alimentos en le día (generalmente desayuno y almuerzo) permitiendo la preparación de un alimento bajo en calorías y complementando con comida regular, fruta, vegetales y entre comidas controladas de pocas calorías.

Un programa que incluye RA es diferente de un programa de MUY BAJAS CALORIAS (generalmente estos últimos contienen menos de 800 kcal/día), de manera que se reduce la necesidad de ser monitoreado por médicos y al menos un alimento del día debe ser preparado con alimentos regulares.  Los RA pueden venir en la forma de un batido, una sopa, barras o líquidos.

En este estudio publicado en el Obesity Research del 2000 la Dra. Fletchner-Mors y el Dr. Ditschuneit analizaron a 100 sujetos con un Índice de Masa Corporal de 34kg/m y compraron un tratamiento de Dieta Convencional-DC baja en calorías (1200-1500 kcal/día) con un tratamiento a base de Reemplazos Alimenticios-RA  (dos a tres al día mas un alimento complete de comida regular de 600-900 kcal) por un periodo de tres meses y les dieron un seguimiento de 4 años.

Por los 4 años posteriores al estudio de tres meses a ambos grupos se les pidió que continuaran con uno o dos batidos por día.

RESULTADO:

Después de tres meses, el grupo de DC perdió 1.5 Kilos de peso mientras que el grupo de RA perdió 7.8 kg de peso.  Durante los siguientes 4 años el peso perdido se mantuvo en ambos grupos.

 

resultados

En CLI-O contamos con médicos Especialistas quienes te asesorarán de manera adecuada para proporcionarte el programa alimenticio a tu medida para que logres estar en #TuPesoIdeal.

Evita la automedicación y caer en manos inexpertas; cuidar de tu salud con la guía y recomendaciones médicas profesionales te asegurará gozar de una vida plena y feliz. Acude a Cli-O y asesórate.

Recent Posts